5 Pasos para poder desarrollar tu fortaleza mental

La vida no tiene un manual para saber vivirla, por lo que cada persona la vive a su manera y es algo completamente respetable. Pero si algo se aprende en la vida es que se debe tener fortaleza mental para poder salir adelante de todos los problemas que sucedan.

Es por ello que te damos a conocer una serie de pasos para que puedas desarrollar tu fortaleza mental y sacarle provecho.

1. Dedica tiempo a pensar en tus prioridades

Para saber distanciarse de los hechos cuando estos ganan una carga emocional fuerte, es importante tener claro, primero, con qué propósito se hace esto.

Por ejemplo, ante las discusiones, ¿queremos satisfacer a nuestro orgullo o mantener relaciones sanas? Ante el estrés por falta de tiempo, ¿queremos organizarnos mejor o explorar otras posibilidades de trabajo que nos apasionen? Reflexionar acerca de cuáles son nuestras prioridades es imprescindible, y se puede hacer en cualquier momento, por ejemplo, apuntándolas jerárquicamente en una lista.

2. Rodéate de gente con la que conectes

Este paso no interviene directamente en desarrollar fortaleza emocional, pero es un apoyo. Cuando dedicamos buena parte de nuestro tiempo a cultivar relaciones tóxicas, perdemos esa energía necesaria para afrontar crisis, y por consiguiente nos dejamos llevar por las circunstancias. Contar con un entorno que nos dé la bienvenida hace que podamos gestionar mejor nuestros recursos psicológicos y usarlos en situaciones que de verdad merecen la pena.
3. Haz un recuento de fortalezas personales

Parece una obviedad, pero no es así. Muchas personas no son conscientes de sus fortalezas y dan por supuesto que son “perdedoras natas”. Pero si se tiene conocimiento de aquello en lo que nos desenvolvemos bien, afrontamos los problemas con mayor seguridad porque sabemos identificar los puntos de apoyo que podemos usar a nuestro favor.

4. Practica Mindfulness

El Mindfulness es una buena herramienta para rebajar los niveles de estrés que en muchas ocasiones vamos acumulando a lo largo del día. Por consiguiente, es algo así como una medida de higiene psicológica.

5. Comprométete

Muchas veces buena parte de nuestros proyectos se van por el sumidero del “ya lo haré mañana”. Si no permitimos esto y encaramos esas actividades que realmente nos ilusionan, ganaremos un valiosísimo sentido de propósito que nos irá bien para tener una dirección a la que apuntar a través de todas nuestras vivencias.

En definitiva, comprometernos con algo nos da más motivos para no renunciar a lo que nos interesa.

Articulo original: gutenberg

¡Deja tu comentario aquí abajo!

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INSCRÍBETE

Como Salvaguardian del Planeta te estarémos invitando a participar de acciones que nos ayudan a darle equilibrio a nuestro Planeta